¡Estamos al aire!

Reproductor

Primera Plana

Evento completamente gratuito

Evento completamente gratuito

sábado, 5 de noviembre de 2016

Quebranto financiero pone en riesgo obra de rehabilitación de la carretera a la costa

PAPANTLA, VER.- Después de nueve días de participar en la toma del palacio de gobierno, el alcalde Marcos Romero acudió este sábado al ayuntamiento, para atender todos los pendientes que se acumularon durante la semana, pero además para instruir a todas las áreas del ayuntamiento, para que no dejen de atender a la población. “Las buenas finanzas con las que se ha conducido mi gobierno, permiten que a diferencia de otros municipios, podamos seguir operando, con dificultades, pero avanzando con paso firme”, dijo el munícipe.


La carretera a Rancho Playa está destrozada

Al hablar de la situación financiera de Papantla, el jefe del ejecutivo municipal, confirmó que hasta el momento los 110 millones de pesos que se le adeudan al municipio no han sido depositados, y que el gobernador interino, Flavino Ríos Alvarado, no ha dado la cara a los alcaldes perredistas y panistas que se mantienen en palacio de gobierno, para exigir la entrega de los recursos.

Obra carretera en riesgo por falta de dinero

Romero Sánchez mostró un documento emitido por la SEFIPLAN, en la que se confirma que recibieron un total de 31 millones 738 mil 821 pesos el pasado 22 de agosto, los cuales serán aplicados en la realización de la obra carretera, así como en la construcción de gradas, domo y otros beneficios a la cancha de la colonia Libertad. Tales recursos debieron haber llegado el día 27 de Agosto al municipio, según lo establece la Ley de Coordinación Fiscal, sin embargo a la fecha no han sido depositados.

“Se trata del dinero con el que vamos a continuar la obra carretera hacia la costa, se trata de 3 kilómetros de concreto hidráulico a los que ya me comprometí, y si no los ejercemos antes del 31 de Diciembre, aun cuando no haya llegado el dinero a las arcas del municipio, éste se tiene que regresar a la federación y no se puede volver a etiquetar, corriendo el riesgo de que la obra no se realice”, lamentó.

Por otra parte dijo que mañana habrá de regresar a Xalapa, para continuar con el movimiento que realiza junto a otros alcaldes. Así mismo destacó que ha girado instrucciones para que la seguridad pública sea reforzada, pero también para que los servicios públicos no se detengan, de modo que ha destinado recursos suficientes para la compra de combustible y refacciones.

“Hay muchos municipios que no han pagado a sus trabajadores, yo espero que no se llegue a ese nivel aquí en Papantla, pero seguro alguna acción se tendrá que tomar, ya que el problema financiero va para largo”, declaró el mandatario municipal esta tarde desde su oficina en el palacio municipal.

Marcos Romero Sánchez, alcalde de Papantla 
“Tenemos que ir previniendo, porque la deuda puede aumentar a 160 millones de pesos, poniendo en riesgo los aguinaldos, lo que me habrá de obligar a tomar decisiones con la cabeza muy fría, hoy me reuní con mis asesores y estamos valorando la situación, estoy tratando de retrasar lo más que se pueda la determinación de recortar personal”, afirmó al reconocer que existen atrasos con proveedores y con algunos servicios, entre ellos el costo del alumbrado público de 125 comunidades, así como el pago de pólizas de seguro. 

Al lamentar que desde hace más de tres meses no reciben los recursos de las participaciones federales, Romero Sánchez dijo que hay municipios que tienen más de un mes que dejaron de pagar salarios a sus empleados, situación que no se ha presentado en el municipio gracias a las finanzas sanas con las que se conduce. 

“Pese a que no hay dinero para pagar las obras, éstas no se han paralizado, estoy seguro de que el dinero habrá de llegar a los municipios y podremos concluir las 285 obras que tenemos pendientes. Por fortuna toda la obra de los comedores escolares ya está pagada, pero algunas otras como la introducción de drenaje, agua potable y red eléctrica están pendientes de pago”, afirmó.

Finalmente el presidente municipal declaró que el gobierno federal tiene que salir al rescate de Veracruz. “Se deben tomar acciones, sin embargo tenemos que evitar que el municipio colapse. No es justo que los trabajadores paguen por el desfalco financiero que Duarte de Ochoa realizó”.