¡Estamos al aire!

Reproductor

Primera Plana

jueves, 9 de febrero de 2017

Incumple director del INAH; exigen destitución y alto al saqueo

PAPANTLA, VER.- Trabajadores del Instituto Nacional de Antropología e Historia denunciaron las afectaciones y los riesgos que se registran en las zona arqueológicas El Tajín y Castillo de Teayo, donde por falta de recursos, el patrimonio histórico se encuentra en riesgo. Los quejosos emplazaron a la dirección general para atender sus demandas o se verán obligados a cerrar las áreas de trabajo.


Al respecto, Carlos Hernández Carrillo, Secretario de Organización del Comité Ejecutivo Sectorial, dijo que su estancia en Veracruz no es casual, ya que existe una problemática que data de hace varios años y se ha recrudecido, por lo que existe una agenda de apenas ocho puntos, que lleva una década sin ser atendida.

“El INAH tiene la encomienda de conservar, proteger y difundir el patrimonio, sin embargo en el estado no se está cumpliendo con ésta, por lo que iniciaremos un movimiento nacional. No pedimos nada que no sea para el patrimonio, sólo su conservación adecuada”, señaló. El entrevistado dijo que en todo el país existen nuevas zonas arqueológicas, pero no se abren plazas para custodios, lo que se traduce en un problema para los 17 centros de trabajo en el estado.


Por su parte Juan Manuel Hernández Melchor, Secretario General del Comité Sectorial de los Trabajadores del INAH, dijo que todos los trabajadores se encuentran manifestando un gran repudio hacia el director general Diego Prieto, por la falta de cumplimiento a su palabra, ya que prometió asistir a Tajín para dar solución a las problemáticas que existen en Veracruz.

“Realizaremos un Consejo Nacional aquí en Tajín, donde estarán todas las secciones del país, para denunciar la problemática que existe en el estado, ya que hay muchos funcionarios que no están cumpliendo con sus encomiendas y se dedican a intimidar a los trabajadores con la amenaza de levantar actas administrativas, esto en consecuencia de denunciar la falta de proyectos y mantenimiento en las zonas arqueológicas”, señaló.

En el caso de El Tajín, Gabriel del Valle Ferral, lamentó la falta de un proyecto de mantenimiento, por lo que en consecuencia, de manera continua colapsan vitrinas donde se encuentran piezas importantes dentro del Museo de Sitio y en lugar de darles reparación, sólo se guardan en la bodega de patrimonio arqueológico.


Así mismo, Roberto Pérez, denunció la imposición de Jesús Trejo como director del sitio, quien en contubernio con la administradora ha incurrido en múltiples irregularidades, entre ellas permitir que un grupo de turistas ingresaran sin pagar, porque los boletos se agotaron en taquilla y al no encontrarse en su sitio de trabajo ninguno de los dos funcionarios, se autorizó que los viajeros ingresaran de forma gratuita, dejando de percibir ingresos por el orden de los $7 mil pesos.